Image Image Image Image Image Image Image Image Image Image
Scroll to top

Top

Testimonios en Villavicencio, Meta (Colombia) – Abril 2019

Primer testimonio: La hermana testifica que Dios obró una sanidad en sus ojos durante el Estudio Bíblico en Villavicencio.

Segundo testimonio: Testifica que Dios en profecía le dijo que uno de sus seres queridos estaría delicado de salud, pero que se manifestaría así la ciencia dijera que era imposible. Sucedió que a su abuelo de 100 años quien tenía un hematoma en su cabeza, los médicos le dijeron que debían operarlo de inmediato, pero que era muy riesgoso y que en el momento de operarlo podría no volverá despertar, que tendría secuelas y que debía estar en cuidados intensivos varios días. Pero esto no sucedió, a las pocas horas de la cirugía estaba ya en una habitación mejorandose y de la clínica salió a los 3 días. El abuelo cuenta que en la operación vio una enfermera que le dijo que o iba a acompañar durante toda la cirugía, y cuando fueron a la Iglesia a que le impusieran manos, su abuelo vio una foto de la hermana María Luisa Piraquive y dijo que fue ella quien le acompañó durante la cirugía. En este momento su abuelo camina, es independiente y está en todas su capacidades. También testifica que Dios ha bendecido a la hermana en lo sentimental y en lo intelectual.

Tercer testimonio: La hermana testifica que Dios obró una sanidad en su hija mayor quien estaba muy delicada de su salud debido a una peritonitis, tenía una infección en su vientre y en su colon. Dios en profecía le dijo que no se preocupara, que no sintiera miedo, y que había escuchado sus oraciones, que obraría sanidad en su pequeña. Y el Señor le cumplió, a su hija la operaron, y actualmente se encuentra sana, a pesar de que retiraron una parte de su colon su salud ha evolucionado rápidamente.

Cuarto testimonio: Testifica que hace tiempo había escuchado un testimonio de la iglesia en el que Dios le proveía a una persona un dinero que necesitaba dejándolo en la puerta de su casa, pero la hermana no creía en este tipo de testimonios, hasta que un día ella necesitaba dinero para sus necesidades, y estando con su hijo, llegó un billete por el aire, que cayó justo a su lado y con el pudo suplir sus necesidades, además de que fue Dios quien la convenció de su manifestación de esta forma.