Image Image Image Image Image Image Image Image Image Image
Scroll to top

Top

Testimonios en Lawrenceville Georgia, Estados Unidos – Agosto 2018

Primer testimonio: Desde muy pequeña el Señor le hacía la promesa de que su futuro iba a estar en sus manos, que solo debía buscarlo y que Él siempre estaría pendiente de ella. Dios le permitió graduarse del high school con muchos honores y reconocimientos que ella no esperaba; siempre anheló ganar una medalla presidencial y Dios le cumplió, ya que no le dieron una sino dos medallas presidenciales; Recibió propuestas de 18 universidades de Estados Unidos y otros países con todo pago para viajar y visitarlas.

Un día ella le oró a Dios y le pidió que la guiara, y esa semana Dios le dio un sueño donde conocía las calles de la ciudad de Connecticut. La hermana le pidió a Dios que le confirmara, y el Señor se manifestó dándole otro sueño donde veía los edificios de una universidad. El Señor le había prometido que iría a la universidad de sus sueños y que pagaría todos sus gastos.

Actualmente La hermana está asistiendo a la única universidad que ofrece servicio investigativo en justicia criminal con profesores retirados de agencias de investigación. Dios la sorprendió porque su habitación queda en el edificio mas nuevo de la universidad, y al mirar por la ventana se dio cuenta que ese lugar era tal cual el sueño que Dios le había dado. El Señor la ha respaldado, ya que le dieron la beca mas grande que la universidad otorga; además la incluyeron en un programa de honor para los mejores estudiantes, y le dieron privilegios especiales en la universidad para la alimentación.

La hermana le pedía a Dios que fuera la universidad que fuera, que tuviera la Iglesia cerca de ella, y así es que la Iglesia de Bridgeport, queda a 17 minutos de su lugar de estudio. El Señor ha demostrado su manifestación en su vida.

Segundo testimonio: Dios le dijo en profecía que le pidiera a él en oración así fuera algo pequeño o grande. Ella veía que a algunos hermanos Dios les hacía promesas y les cumplía en forma sobrenatural, llevando un año y medio en la iglesia no lo había vivido, y ese día que Dios le habló, al salir de la Iglesia, le ofrecieron 3 trabajos y ella vio esto como algo sobrenatural.

También testifica que estaba trabajando en un empleo por mas de un año, pero fue despedida, y debido a esto al aplicar a otra compañía chequeaban su registro laboral y tenía temor de que no la fueran a contratar por ello, pero la empresa revisó y no encontraron ese registro anterior de que había sido despedida, y vio que Dios estaba actuando de forma sobrenatural.

Dios le dijo que a su hija le estaría cumpliendo sus deseos, y que le ayudaría a su hija en sus estudios, y sucedió que su hija a final de año tenía cumplir con un reporte con un libro el cual fue a entregar en el ultimo día de clase. La profesora le dijo que porque se lo estaba entregando nuevamente si ella se lo había entregado anteriormente y tenía una buena nota, el reporte estaba con su nombre escrito en el. Su hija reconoció que fue Dios quien entregó ese reporte por ella, y la profesora le mostró aquel reporte y efectivamente estaba presentado con su nombre. De esta forma se cumplió la promesa de Dios y el Señor obró de una forma extraordinaria.

Dios le dijo que le ayudaría a cumplir los logros y metas personales de su hija. Así que ella contrató a una persona para que le ayudara en sus estudios pero en 6 meses no había mejora; pero le oraron a Dios y en corto tiempo vieron el cambio en su vida y a cumplirse sus metas personales.

Tercer testimonio: Hace dos semanas el Señor le habló en profecía y entre sus promesas le dijo que siempre la guardaría y cuidaría, que sí Él permitía algunas cosas en su vida era para glorificarse, y que se glorificaría en ella y los suyos para que le conocieran.

Así fue que hubo una gran tormenta en la zona donde ella vive y en ese momento le pidió a Dios que protegiera su casa. En un momento cayó un trueno, y sus vecinos se acercaron a comentarle que el rayo había caído en el techo de su casa, que el techo de su casa se incendió y que de un momento a otro comenzó a caer un chorro de agua como no caía en ninguna otra parte en el momento, y que ese chorro de agua apagó el incendio. Los vecinos le dijeron que  normalmente cuando se provoca un incendio de esta forma la lluvia no lo apaga, ellos estaban sorprendidos al contarle esto a la hermana de la Iglesia, y la hermana les dijo que esto sucedía porque ella tiene a un Dios vivo y de poder.

Al día siguiente revisaron el cableado de su casa y la persona que hacía la revisión le dijo que ella debe ser una persona que ora mucho, porque los cables de su casa se incendiaron y que la lluvia normalmente no apaga este tipo de incendios y que a su casa no le pasó nada, ella le dijo a esta persona que fue una obra de Dios quien le guardó y permitió esto. Le da la gloria a Dios por el cumplimiento de su promesa.