Image Image Image Image Image Image Image Image Image Image
Scroll to top

Top

Testimonios 22 de mayo (parte 1) IDMJI

1. Recibe el bautismo con el Espíritu Santo en una alabanza en su vivienda. Colombia.

En profecías pasadas El Espíritu Santo le dijo a una creyente que la estaría bendiciendo espiritualmente, pero que lo buscará que alabara y escudriñara sus escrituras.

Ella y su familia se han dispuesto a escuchar las enseñanzas y meditaciones, la creyente resalta el cumplimiento de la promesa de Dios dada por labios de nuestra hermana María Luisa, cuando dijo que estaría bendiciendo a muchos con lo espiritual. Empezaron a realizar alabanzas en familia, sin embargo, la creyente tenía el anhelo en su corazón de alabar más a Dios, una tarde, en un lugar privado de su casa, empezó a orar y alabar a Dios, le expresaba muchas palabras de agradecimiento y exaltando a nuestro Creador. Dios cumplió la palabra que me expresó en profecías y la bautizó con el Espíritu Santo, empezó a hablar en lenguas. La creyente está muy feliz y contenta, hace dos meses cumplió 13 años de edad por lo tanto es inmensa la felicidad ya que Dios cumplió su palabra la cual mediante el de un glorioso la profecía le había expresado cuando tenía la oportunidad de poder congregarse. Con todo esto la creyente ve, cómo Dios, está recibiendo las alabanzas que con disposición de nuestros corazones estamos presentando desde nuestros hogares y todo esto lo testifica para engrandecer y enaltecer el nombre de nuestro Dios. ¡Gloria a su Santo Nombre!

2. Sanidad a una hermana en la piel.

Hace un año la hermana padecía de un hongo en la piel, el cual afectaba varias partes de su cuerpo, era doloroso y muy incómodo, en la oración que nuestra Hermana María Luisa realizó pidiendo por la sanidad en la piel, esta creyente oró a Dios como nuestra Hermana nos ha enseñado, argumentando a Dios del por qué requería que estas partes de su cuerpo estuvieran sanas; así fue como al día siguiente, estos hongos estaban totalmente secos. Ve como Dios respalda las palabras de nuestra Hermana María Luisa y ha testificado para glorificar y enaltecer el nombre de nuestro Dios y Salvador.

3. Dios bendice económicamente a un hermano en su propio negocio. Colombia.

El Espíritu Santo le había dicho a un hermano que le estaría bendiciendo materialmente y que le permitiría abrir su propio negocio con el que sustentaría las necesidades en su hogar. Dos semana antes del confinamiento, Dios le cumplió esta promesa y, fue como abrió el un negocio en un local comercial; en la primera semana, cuenta el hermano hubo buenas ventas, en la segunda semana no tanto y la tercera semana inició el aislamiento social.

El creyente oró a Dios, ya que muchas personas le decían: “le va tocar entregar el local, porque no va a poder sostener los gastos”, pero Dios le permitió seguir con el local abierto y en esa semana se multiplicaron las ventas, ya en la crisis por la pandemia, en un día vendió lo que se vende en una semana y Dios lo ha respaldado. En este negocio se manejan muchos billetes de baja denominación, pero al final del día encontraba muchos billetes de la más alta denominación, billetes que no había recibido durante el día.

Los propietarios del local solo le cobraron la mitad del pago de la renta y no les ha faltado el dinero ni el alimento. Por tanto lo testifica para honra y gloria de nuestro Dios.

4. Dios sana a una joven que no asiste a la Iglesia. Estados Unidos

Una hermana testifica que llamó a una joven compañera de su trabajo a quien extrañaba, y se dio cuenta que ella había contraído el coronavirus, la joven tuvo que ser hospitalizada pero cuando la creyente podía comunicarse con ella, la joven le pedía que orara, la creyente aprovechó el momento para hablarle de nuestro Dios y de la manifestación de Dios en nuestra Iglesia, empezó a enviarle los himnos y los coros las meditaciones de nuestra Hermana María Luisa, de un momento a otro, la joven salió del hospital pero a los días tuvo que ser ingresada nuevamente porque se enfermó otra vez, le hicieron nuevamente la prueba pero salio negativa y no presentaba tampoco la neumonía, los médicos estaban sorprendidos, porque ella había estado muy delicada de salud. La joven está muy agradecida con nuestro Dios y desea conocer nuestra Iglesia cuando sea posible y por esto la hermana le da la gloria a Dios.

5. En un sueño, la madre de una hermana recibe sanidad de Dios. Colombia.

Una Hermana testifica que su progenitora (también creyente), tuvo un momento difícil donde la llevaron al hospital y le dijeron que era migraña, pero el malestar continuaba y le enviaron un tac el cual mostró que había un derrame cerebral, a raíz de esto fue remitida a la ciudad de Ibagué, el neurocirujano indica las formas de tratar dicha situación, el cerebro se encontraba inflamado y programan cirugía, fue remitida a otra clínica en la misma ciudad, le hicieron un procedimiento donde el médico se dio cuenta que no era necesario la cirugía y fue llevada de nuevo a la UCI (unidad de cuidados intensivos) y, Dios le dio un sueño con la Hna. María Luisa quien la está esperando fuera de la UCI para que le firmara el procedimiento que le acababan de realizar, la creyente firmó y comprendió que Dios fue quien hizo la obra en ella, porque la creyente quería que fuera Dios quien la interviniera. A los pocos días fue dada de alta y ya se encuentra en buen estado de salud.