Image Image Image Image Image Image Image Image Image Image
Scroll to top

Top

Testimonios en Villavicencio y Cajicá (Colombia) Mayo de 2019

Primer testimonio (Dos mil bajo, Villavicencio, Meta): El hermano testifica que Dios en profecía le decía que le guardará su vida y que lo protegerá, y un día iba hacía la iglesia y no funcionó su vehículo, y fue algo extraño ya que le había servidor todo el día. Se transportó de otra forma hacía la iglesia y vio un accidente vehícular en el camino. Al día siguiente fue a arreglar el carro y al llevarlo al taller, en 2 minutos lo encendieron ya que todo estaba bien. Sucedió que al dirigirse nuevamente a la Iglesia recibió una llamada de un número desconocido, y la llamada era con la voz de la hermana María Luisa que le dijo: “¿Y porqué te preocupas por lo que te aconteció ayer? si yo te guardé la vida” y el hermano se sorprendió, y la llamada se cortó. De esta forma Dios le demostró que cumple su promesa de guardarlo.

Segundo testimonio (Dos mil bajo, Villavicencio, Meta): Testifica que Dios le dijo en profecía que la sanaría de una enfermedad que tenía desde su juventud, y sucedió que ella sufría de Bradicardia, su corazón latía más lento de lo normal, y sucedió que al quedar embarazada tenía temor por su vida, pero el parto fue normal, la hermana no sintió dolor en su corazón y en ese momento la hermana supo que el Señor la había sanado de la Bradicardia.

Tercer testimonio (Cajicá, Cundinamarca): El Señor le dijo en profecía que llegaría uno de los suyos donde ella y le dijo que lo llevara a la Iglesia. Así que a su hijo Dios le hizo la promesa de darle empleo, que le daría una carrera universitaria; el día que fue a hacer el pago, le hacía falta dinero y la gerente del banco le dio dinero para que terminara de pagar su primer semestre, y sucedió que cada semestre encontraba en su cuenta bancaria el dinero exacto de sus estudios, así fue toda su carrera hasta finalizar. Al terminar sus estudios el anhelaba continuar y ser implantólogo, pero no tenía el dinero y sucedió que un médico profesional implantólogo le dio el dinero para continuar con sus estudios.

Cuarto testimonio (Cajicá, Cundinamarca): Una hermana de Corea del Sur testifica que Dios le dijo en profecía que tendría una experiencia muy bonita y que estaría en muchos lugares y Dios le ha permitido viajar desde ese país a Colombia y conocer varias de sus obras.