Image Image Image Image Image Image Image Image Image Image
Scroll to top

Top

Testimonios en Colombia, Ecuador y España – Mayo 2019

Primer testimonio (Kennedy, Bogotá): Un hermano testifica dando honra y gloria al Señor que el llevaba 10 años en la drogadicción pero al llegar el Espíritu Santo le dijo que lo libertaría y pasados tres días de llegar a la Iglesia, dejó de consumir y hoy está completamente libre, su hogar se arreglo y dice ser una persona feliz desde que llegó a la Iglesia, Gloria y Alabanza al Señor.

Segundo testimonio (Cuenca, Ecuador): El hermano relata la manera como Dios le protegió de un accidente de tránsito, donde él y su familia estuvieron a punto de estrellarse ante otro vehículo, pero Dios hizo el milagro después de cerrar los ojos y sin tener escapatoria teniendo a un vehículo frente a frente, Dios permitió que pasara al otro lado, totalmente ilesos, fue un milagro extraordinario, gloria a Dios.

Tercer testimonio (Coruña, Galicia, España): la hermana testifica que de pequeña tuvieron que operarla de un oído, y un día jugando con sus amigos le mojaron el oído pues no se podía por causa de la operación y desde ese entonces tuvo una infección crónica. Al llegar a la iglesia el señor le decía que él la estaría sanando; fue así que al llegar a una revisión médica le dijeron que esa infección había desaparecido. También la hermana desde que tenía 14 años de edad tenía el colesterol y los triglicéridos muy altos llegaban a casi mil. Los médicos le daban muchas medicinas pero le sentaban muy mal por ser tan joven, y en la última revisión todos los resultados salieron perfectos y los médicos le preguntaban si había tomado alguna medicina diferente porque ya no tenía nada. Allí la hermana vio cómo Dios obró en medio de su vida. También el Señor le prometió ayudarla en los estudios y así la hermana ha visto la palabra del Señor cumplida. y todo lo testifica para darle la gloria al Señor.

Cuarto testimonio (Sabadell, España): Dios le dijo en profecía que no se fuera a preocupar por esos dineros con los que tenía que cumplir esos compromisos, que no la dejaría quedar avergonzada, y la hermana comenzó a ahorrar, a pesar de que estaba bien en su empleo en ese momento, y sucedió que un día comenzó una crisis en la empresa donde trabaja, algo que no había pasado hace muchos años. Y debido a la crisis incumplieron con los pagos del salario, pero Dios le ayudó a ella y a su hermana ya que habían ahorrado, y no les dejó quedar avergonzada con ningún recibo, la hermana le ha orado a Dios y el Señor le ha solucionado a ella y a su empresa poco a poco la crisis económica.