Image Image Image Image Image Image Image Image Image Image
Scroll to top

Top

Testimonios de las Iglesias de Tauramena y Aguazul, Casanare (Colombia) – Julio 2019

Primer testimonio (Tauramena, Casanare, Colombia): Dios le decía en profecía que no temiera y que le ayudaría. Sucedió que llegó el día de pagar el arriendo, y el hermano no tenía dinero, le oró a Dios y tuvo un sueño en el que Dios le decía: “Tu oración ha sido escuchada, pronto tendrás respuesta”. Al siguiente día se encontraba leyendo la Biblia y llegó un carro rojo el cual bajó los vidrios y un hombre lo saludó y le dijo: “Su oración fue escuchada, aquí le envía el Señor”, y el hermano recibió. Posterior a ello al voltear la esquina el carro desapareció. Le da la gloria a Dios porque con ese dinero pudo pagar su arriendo.

Segundo testimonio (Aguazul, Casanare, Colombia): Testifica que a su hija la diagnosticaron con un mal en su corazón, y le decían en el médico que tendrían que hacerle una cirugía porque era algo que no podría sanarse por si solo, y luego de 20 días le dieron el dictamen, y Dios actuó en los exámenes, y el médico se confundió y encontraron que su hija estaba totalmente sana, la hermana supo que no fue un error de los médicos, sino la mano de Dios en su hija. Además de ello, a hermana vio también el cambio en la salud de su hija y le da la gloria a Dios.

Tercer testimonio (Tauramena, Casanare, Colombia): La hermana testifica que Dios en profecía le decía que no se preocupara por aquella persona mayor de su hogar por la que tanto le clamaba, su abuela en ese tiempo tuvo más de 5 paros cardio respiratorios, y a su avanzada edad de 95 años les dijeron en el médico que se despidieran de ella. Pero Dios le dio una experiencia espiritual a la hermana en la que alguien muy grande se acercaba a a sala donde ella estaba y la hermana sintió que era Dios, y estando orando al lado de su abuela, ella no pudo verlo ya que sus ojos estaba totalmente sellados, y sintió como unas manos tocaban su hombro y le dijo: ¿De qué te preocupas si no va a pasar nada? y en medio de la oración la hermana solo logró ver su calzado y destellos de luz que salían de sus vestiduras. Luego de ello su abuelita dejó de estar en esa fase agónica, pasaron unos segundos y comenzó a recuperar los signos vitales y quedó tranquila, poco a poco se recuperó y la hermana sabe que a pesar de su avanzada edad, Dios obró en ella. La hermana pensó que esta experiencia fue producto de su angustia, pero Dios le confirmó en profecía que fue el Señor quien estuvo en ese momento con ella y quien permitió lo que sucedió, y el Señor le dijo que le daría a ese ser cosas que ella no tuvo en su juventud, ya que eso ella se lo pidió a Dios, porque su abuela tuvo mucha escasez, y Dios le ha dado salud a su abuela, goza de una salud a pesar de su avanzada edad y le ha dado todo lo material, también el Señor le dijo que permitió que se confundiera la ciencia y para convencer a los suyos de la manifestación de Dios.